24 de marzo de 2014

Pan de Pita



Años llevo haciendo Pitas, y hasta el otro día, no encontré los consejos para que quedaran PER- FEC- TAS.
Cada vez que veo un pan publicado, leo la entrada por si aprendo algún truco o técnica nueva. Lo siento, cada uno tiene sus aficiones, y ya sabéis a los que pasáis por aquí, que hacer panes es una de las mías.
        

Pues como iba diciendo, de casualidad en el Fb  { léase feisbuk } vi la foto que había subido Ester, y para su BLOG  " LA CUINERA" que me fui. Aunque hace meses que sigo sus publicaciones, no fue hasta esa noche cuando me dí un buen paseo por su cocina, con tranquilidad leí sus recetas y vi las cosas tan ricas que hace. Así, que cien por cien recomendable, os va a encantar y como persona, mucho más.
      

Ahora os dejo la receta y el paso a paso.
Los trucos esenciales para alcanzar la perfección, al final, como las películas de suspense.

NECESITAREMOS   {PARA 20 PITAS}                                                    

  **Todas las harinas no admiten la misma cantidad de líquido, así que sobre las medidas indicadas, siento decir que tendréis que ajustar gramos arriba o abajo, la que vosotros necesitéis**
 En la receta original, Ester utilizó harina de media fuerza, yo las pitas las suelo hacer con harina común de trigo, que me funciona bastante bien. De esa forma, evito que se encoja la masa cuando la estiramos, pues es más pobre en gluten.
Pero cada uno que utilice la harina que prefiera.

CÓMO LAS HAREMOS                                                           

            
  • Pondremos todos los ingredientes en un cuenco y amasaremos. Es una masa blanda y pegajosa. También la podemos hacer en la panificadora, en el programa de amasar. Sea cual sea, el método de amasado, no caer en la tentación de añadir más harina.
  • Formamos una bola y la dejamos reposar en un cuenco grande, hasta que triplique volumen. Habrá tardado poco más de dos horas, ya sabemos que el frío influye bastante. Así que en  verano necesitará menos tiempo.
  • Volcamos la masa sobre la encimera a la que habremos pasado un poco de aceite para que la masa resbale un poco al cortarla. Sigue siendo una masa pegajosa, fijaros en mis manos, están bien manchadas.
  • Cortamos porciones de ochenta gramos hasta acabar.
    • Pondremos harina abundante en la encimera, y cogemos la porción de masa, la pasamos por la harina, pues es demasiado pegajosa
    • Con las dos manos intentamos dar forma de bola a la masa, haciendo que queden los pliegues en la parte de abajo.(foto central superior)
    • La bola ya formada, la dejamos sobre la harina, aplastamos ligeramente y le damos la vuelta para que se enharine por las dos caras. 
    •  Empezamos a aplanar la masa, con los dedos al principio, para ir sacando el aire poco a poco.     
    •  La vamos girando sobre sí misma y seguimos aplanando y estirando con las manos. En este proceso, seguimos desgasificando la masa, aunque ya os digo, que es una masa blanda.
    • Cuando ya tenemos la masa estirada, es el momento de pasar el rodillo y dejarla bien fina. Una vez en el horno, ya veremos como se hinchan las pitas y se quedan huecas.  
      • Según las vamos formando, las dejamos en una bandeja. No importa que pongamos unas sobre otras, porque al estar enharinadas por las dos caras, no se pegan ni deforman.
      • Encendemos el horno a 250º y muy importante, la bandeja del horno la dejaremos dentro para que se caliente a la misma vez.
      • Una vez el horno caliente, sacamos la bandeja y colocamos las pitas que nos quepan sobre ella. Tendremos que hacer varias hornadas.


      • Posición media a 250º y calor arriba y abajo harán que nuestras pitas queden en su punto, blancas, huecas, infladas, blandas y flexibles.
      • En cinco minutos estarán listas, mirad la diferencia que hay, el volumen que tienen una vez cocidas, parecen un pez globo. No esperéis ver el pan tostado, lo característico precisamente de las pitas es lo claro que queda.

      • Según las vamos sacando, las guardamos en una bolsa de tela o las tapamos con un paño.
        • Ya sólo nos queda, esperar a que estén templadas y cortar un trozo para rellenarlas de lo que más nos apetezca.
        • Cuando terminé de hacerlas, era hora de un picoteo ligero de media mañana, con aceite de oliva y unas lonchas de queso de cabra, me pareció perfecta. 
               

         CONSEJOS O TRUCOS  PARA LA PITA PERFECTA:


        • La masa hay que estirarla lo más fina posible.
        • Aunque sea una masa pegajosa, no le añadiremos más harina mientras amasamos.
        • El horno tiene que estar bien caliente.
        • Es muy importante que la bandeja del horno también esté bien caliente al poner nuestras pitas antes de llevarlas al horno. Este truco para mí ha sido el quid de la cuestión.
        • Cuando vayamos a estirar la masa, tiene que estar la superficie bastante enharinada  y el rodillo también para que la masa no se nos pegue.
        • Lo importante es que se hinchen, no que tengan una forma perfecta.
        • Se puede conservar un día perfectamente dentro de una bolsa de pan. Aunque cuando están frías, las pongo en una bolsa de plástico.
        • También podemos congelarlas, envueltas de forma individual en papel film, al sacarlas las pasamos por el tostador o una plancha caliente, y quedan como recién hechas.
        ¿Vosotros habéis probado alguna vez los Molletes de Antequera? pues así de blandas quedan. A mí este pan me los recuerda muchísimo.
        Para una cena informal, o cuando tienes un montón de gente joven en casa, son todo un acierto. Llevas los panes a la mesa y distintos platos con los rellenos y salsas y ya te puedes imaginar lo contentos que se ponen.
              

        Esta otra Pita iba rellena de ternera aliñada con curry, pepinillos en dados, queso de cabra, tomate en rodajas y salsa de yogur.
               Ya os digo, para una comida o cena informal, os harán la ola.

        39 comentarios:

        1. Me gusta... Tomo nota, es una receta sencilla y lo Bocatas tienen que estar deliciosos.
          Un abrazo

          ResponderEliminar
        2. Ei guapi! me alegro de que te hayan gustado las pitas, la verdad es que esta receta es infalible!! gracias por nombrarme y hablar tan bien de mi, eres un encanto!.
          Un besin!

          ResponderEliminar
        3. Bueno, he echado de menos tus panes! No se cómo decírtelo, pero tampoco las voy a hacer, jajaja. Eso si, el día que me pegue un viajecito a tus islas te aviso con tiempo para que me vayas haciendo un surtido... hace?
          Un beso gordo corazón.

          ResponderEliminar
        4. Es un pan estupendo, perfecto para acompañar con cualquier cosa, dulce o salada y tostado está de rechupete. A mí es que me encanta, cuando lo veo me entra hambre, como ahora que me los comeria todos.
          Un beso.

          ResponderEliminar
        5. Ayer estuve horneando molletes de Antequera si masa madre...jijiji. Las pitas perfectas, pero estoy seguro que a tí te quedaban también ideales. Yo suelo hacerlas sobre una piedra de horno y salen francamente bien. Es un par perfecto para una cena informal, a mí particularmente me encanta, como tu nueva cabecera...;) Un beso, espero que todo vaya bien por esos lares.

          ResponderEliminar
        6. Ufffff me parece tan difícil hacer pan que me da miedo y todavía no lo he intentado nunca, es mi asignatura pendiente. Estas pitas se ven realmente apetitosas y con ese relleno aún más, Besitos

          ResponderEliminar
        7. Vaya tela como te han quedado esas pitas, bien pero que bien ahuecadas, te han quedado preciosas, y perfectas para cualquier relleno. En casa a los niños les encantan.... y a mi también. Un besito.

          besosdecanelaymenta

          ResponderEliminar
        8. Me ha encantado este tutorial sobre el pan de pita. Te diré que no soy muy dada ha hacer pan... solo he hecho uno en mi vida y aunque me salió bien, aun le tengo un poco de respeto...me toca hacer un segundo para un reto y ya estoy temblando... Pero te aseguro que si alguna vez hago este , me vendré derechita a tu blog, porque hasta parece fácil.. Bs.
          Julia.

          ResponderEliminar
        9. Nuria que buenas...Yo también soy adicta a leer artículos sobre panes, lo que necesitaría es que el día tuviera 48 horas para que me diera tiempo de poner en practica todas mis lecturas, jeje. En fin, que me ha encantado este post y que espero hacerlo y sobre todo enseñarteloo. Me comería una ahora mismo...rellena de lo que sea, tienen un aspecto delicioso.
          Ahh por cierto, los molletes de antequera me chiflan para desayunar mmmmm. Besos

          ResponderEliminar
        10. Hola Nuria guapa!!!!! Me encanta este pan indu, te ha quedado genial, claro..yaneres una maestra en la materia!!!
          Son muy versátiles, pues se pueden acompañar con multitud de ingredientes, como las dos opciones que nos sugieres!!!
          Un enorme abrazo, espero que tu madre vaya mejor!!!
          Feliz semana ;)

          ResponderEliminar
        11. hola!!!, ai pero que bien explicado, asi me animo yo a probar de hacerlas que no lo he hecho nunca, están buenisimas y me imagino que caseras mucho más, que bien que lo has publicado, me lo guardo a ver cuando caen, muchas gracias! besines
          Silvia

          ResponderEliminar
        12. Unos días de vacaciones y zas, cambio de look. Te ha quedado muy chulo!
          Las pitas te quedaron perfectas. Yo estuve estudiando recetas y formas de horneado durante algún tiempo, debió ser tanto, que me enfrié y no llegue a prepararlas. A ver si ahora con las tuyas me animo, pero haciendo menos cantidad.
          Un besazo, guapetona.

          ResponderEliminar
        13. La verdad es que tienen una pinta fantastica, asi que no me extraña que te hagan la ola.....tomo nota para probarlo que me gusta mucho este pan.
          Besets.

          ResponderEliminar
        14. Que buenos "saquitos" te han quedado, para rellenar de cositas ricas :=)
          Un saludito

          ResponderEliminar
        15. Un pan pita delicioso, en mi casa les encanta pero nunca me he atrevido a hacerlo, te ha quedado de lujo.
          Besitos guapa

          ResponderEliminar
        16. Hacer pan también es una de mis debilidades, me atrevo con todo, aunque no siempre me salga bien, jajajaja Que le vamos a hacer! Desde luego si son las PER-FEC-TAS tendré que probar de hacerlas. Desde luego tienen una pinta insuperable. Besotes guapa

          ResponderEliminar
        17. A mi me pones un pan de pita como este para cenar y te hago la ola y hasta una reverencia, jajaja. Cómo os admiro cuando hacéis pan y os quedan así de bien. Yo no me atrevo, porque lo veo complicadísimo, aunque imagino que todo es probar... Eso sí, no creo que si lo hago yo, me quedase tan perfecto como a ti. Te han quedado de lujo!!

          Un besazo, guapetona

          ResponderEliminar
        18. En casa este pan lo hago a menudo relleno de pollo y pimientos y es que lo deboran y recien salido del horno esta de muerte, te han quedado fantasticos quien lo pillara me hacia un buen bocadillo para la cena....Besss

          ResponderEliminar
        19. Holaaa, que bonitas margaritas te has puesto de cabecera, invitan a quedarse un buen rato. Nunca he preparado pan de pita, que blanquitos son, tiene que estar bien bueno. Y tiernos a más no poder, lo ideal para que cada uno escoja el relleno que más le guste.
          Un besooo

          ResponderEliminar
        20. Qué riquísimos deben de estar esos panecitos de pita, y cuantísimas posibilidades de rellenos tienen. Me encantan.
          Un besote.

          ResponderEliminar
        21. que ganas de ponerse a hacer pan de estos para meterles el cuchillito y meterles dentro de toooooooo issssss!!! yo con esto no me atrevo Nu, que tengo miedo de que me salgan bien, y entonces si ya que la liamos jajaja!! te han quedado perfectos y el paso a paso y las explicaciones no pueden ser mejores! ole tú!!

          Besiños salseros amiga!

          Tito

          ResponderEliminar
        22. Mira que llevo detras de hacerlas y al final me desinflo como las pitas al enfriarse,pero despues de ver el paso a paso creo que me voy a liar la manta a la cabeza y hago pitas hasta el día del juicio final que lo del truco de la bandeja lo tengo que probar
          Tu nuevo look todavía más primaveral, me encanta
          Un besazo

          ResponderEliminar
        23. Ay, Nuria!!, que te pareces a Jesulín de Ubrique , y a ti no te hace falta para nada, que tus platos son mucho mejores que sus corridas (que mal me ha sonao eso), pero es la verdad. Con lo panera que soy yo tengo que alucinar con esta receta. Vamos, como pipas me los voy a comer yo!!!.

          Un besote enorme.

          Con mil sabores

          ResponderEliminar
        24. Siempre se me han resistido pero viendo tu paso a paso creo que me voy a arriesgar. La pintan que tienen lo dice todo,

          Saluditos.

          ResponderEliminar
        25. Yo con las masas de pan me llevo regular, tengo mis días, jaja, osea que lo mismo me pongo y me sale o tengo que tirar la masa, jaja. Me gusta mucho este tipo de pan, pero la verdad es que cuando lo compro se hace polvo y yo no consigo que me salga, como que he desistido de el en todos los sentidos. Me encanta la de rellenos que se le pueden hacer, pero claro, primero tiene que salirme. Bueno me llevo tu receta y a ver si esta vez acierto. Un besazo.

          ResponderEliminar
        26. Pues yo tambien me apunto con la Nuria y me voy con ella de viaje que leches..que dicen que donde comen dos comen tres y aqui has hecho pitas pitas pa to el barrio..mare de deu Señó.. yo de ti me ponía un puesto en la puerta y a forrar se ha dicho..
          las fotos preciosas ,sobre todo esa que le entra la lusss.. pero como hay confianza te digo.. hecho de menos tu flor de portada.. ( ea.. ya lo he dicho.. que bocuda soy..¿me perdonas..?

          ResponderEliminar
        27. Hola!! Vale me has convencido!! Qué bien! Yo suelo hacer a menudo cena con pita, comprada, con un relleno rico de pollo especiado, pero hace tiempo que quería probar de hacerlas yo y quedaran huecas, claro. Me ha encantado tu receta y la manera de explicarlo. Gracias!! Lo voy a intentar.
          Un saludo

          ResponderEliminar
        28. jaja ..ande ibas tu a quitar tu flor..!!..
          bonica de la yaya..ayy...mari chocho

          ResponderEliminar
        29. Cuantas recetas buenas aprendo visitando tu blog.
          Besos "La Cocina de Trini Altea"

          ResponderEliminar
        30. Es que eres una panadera de pro Nuri!!Cada día aprendo más contigo.Nunca he probado las molletes de antequera por eso que primero a ver si hago las molletes y después haré el pan de pita..Hasta he hecho una carpeta de panes que ya tengo como unos 200...jejejeje
          Un besazo y gracias por compartir la receta solete

          ResponderEliminar
        31. eh, eh, eh!!!!! qué pasa?????y a mi dónde me ponéis....pos si va la Nuria y la Macu.....yo no voy a ser menos.....además...soy la que más me merezco ir.....imaginate....yo no soy cocinera....lo que podrías enseñarme....te lo imaginas? esas dos solo irían a chafardear....si es que no pintan ná.....
          A ver, 'los cañones a mi persona'...mándame la invitación a mi....que yo ya si eso luego les explico cómo estaban, vale? porque no imaginarás que por un momento se me vayan a ocurrir hacerlas, no? así qué mejor que ir yo pa'probarlas en persona.....te parece?
          ☻☻☻☻☻
          Bueno, mientras tanto te envío un montón de abrazos....de los apretujaos...vale?♥♥♥

          ResponderEliminar
        32. Con queso de cabra, de oveja, de vaca o de las 3 juntas, el pan de pita mi querida Reina Guanche, es un complemento perfecto para tantas cosas... Y a ti te ha quedado perfecto, aunque no es nada sorprendente, todos sabemos que eres una panarra de campanillas.
          Me encanta que todo haya vuelto a la normalidad, es un placer venir de vez en cuando por aquí para ver que se cuece en tu cocina.
          Un biquiño querida amiga

          ResponderEliminar
        33. Nuria, estupendo que estés de nuevo por aquí...
          Gracias por el tutorial tan completo y didáctico que nos traes, hemos aprendido mucho.
          Estos panes son ideales para un picoteo informal. Tomamos nota.
          Besos.

          ResponderEliminar
        34. Pedazooooooooooo post te has marcado ya mismo lo guardo en favoritos tengo que seguir todos tus pasos a ver si consigo me queden asi de bien ,las he echo dos veces y no me quedaron a mi gusto asi que espero que esta que sera la tercera sea la definitiva por que a mi el pan de pita me gusta hasta con nocilla jajaja.
          Te han quedado de relujo yo me llevaba una de queso y otra de la carne con los pepinillos el tomate y la salsa del yogurt para merendar porque ya no aguanto esperar a cenar ummmmmmm.
          Bicos mil wapa.

          ResponderEliminar
        35. Cómo molan¡¡¡ parecen trocitos de nubes¡¡¡

          ResponderEliminar
        36. Impresionantes las pitas Nuria, a mi también me recuerdan a los molletes de Antequera, no me extraña que no te pudieses aguantar y te tomases uno recién salido del horno.
          besss

          ResponderEliminar
        37. Qué buenas, no las he preparado nunca, pero viendo el resultado me pongo a ello ya mismo, ya te contaré qué tal me salieron!! ^^ Besitos
          Carlos-Chocoboss

          ResponderEliminar
        38. Nunca he hecho pan de pita, he hecho pan normal con harina de fuerza y pan con harina de espelta, pero éste tuyo se ve muy rico! Tendré que ponerme a ello y además está receta lo explica de maravilla.Y el bocata menuda pinta tiene!!!.
          Me gusta mucho tu blog, por lo que me quedaré contigo.
          Saludos

          ResponderEliminar
        39. Yo no he hecho nunca pan, ya no de pita, sino ninguno y no sé cómo me saldría, viendo los tuyos seguro que ni primos, me quedo con tu receta y consejos a ver si me animo y me hacen la ola como dices :)
          Besos!!!

          ResponderEliminar


        ¿Qué es lo mejor de este Blog? Sin duda, tu comentario.
        Para cualquier consulta o duda, escribe al correo: elcuadernoderecetas@gmail.com
        No participo en Aniversarios, Cadenas de premios, Cumpleblogs ni Retos.
        Ahhhh, y muchísimas gracias por tomarte tu tiempo, hoy en día a todos nos falta siempre un poco ¿verdad?